El Rijksmuseum vuelve a ser el templo de Rembrandt

Después de 10 años cerrado por obras de reforma, El Rijksmuseum o Museo Nacional de Ámsterdam vuelve a abrir sus puertas mañana 13 abril de 2013. De este modo, todos los amantes de la cultura que viajen a Holanda podrán disfrutar de uno de los mejores museos europeos. La remodelación ha corrido a cargo de los arquitectos españoles Antonio Cruz y Antonio Ortiz con la inestable ayuda del  francés Jean-Michel Wilmotte.

Rijksmuseum-fachada

La completa renovación del museo, que ha tenido un coste de 375 millones de euros, se ha dilatado en el tiempo por la dificultad de mantener la estructura del edificio original, diseñado por Pierre Cuypers en el año 1885, al mismo tiempo que se ha incorporado lo último en tecnología y se ha dado un completo lavado de cara a las instalaciones, de manera que el museo ha recuperado todo su esplendor. La espera ha merecido totalmente la pena, ya que el resultado es espectacular, de manera que el museo se sitúa a la altura de las grandes pinacotecas mundiales como el Louvre de París, el Prado de Madrid o el Metropolitan de Nueva York.

Rijksmuseum-3

La entrada al edificio se realiza a través de una imponente entrada, que da acceso a una sola plaza muy luminosa gracias a un gran techo de cristal, formada a partir de los dos patios que existían anteriormente. Éste será el punto de partida para todos los visitantes, ya que desde ahí, y subiendo las escaleras originales, se llega a un renovado vestíbulo, a la Galería de Honor en la que se podrán admirar las mejores obras de artistas como Rembrandt van Rijn, Jann Steen, Frans Hals y Johannes Vermeer. La visita continuará por el resto de las salas del museo, que también han visto como se han recuperado todos sus techos y bóvedas originales, y en las que podremos disfrutar del resto de obras que alberga el Rijksmuseum.

Una de las grandes novedades es la gran luminosidad de toda la instalación, lo que permitirá admirar mejor que nunca una de las mejores colecciones pictóricas de todo el mundo. En total, el centro cuenta con 80 salas en las que se exponen un total de 8.000 obras, aunque su colección es de casi un millón de ejemplares, que permiten conocer mejor los 800 años de la historia de los Países Bajos, desde la Edad Media hasta nuestros días.

Rijksmuseum

Pero, sin duda, el gran protagonista del museo es el maestro barroco Rembrandt, el artista más importante de la historia de Holanda. De hecho, una de sus mejores obras, el lienzo La ronda de noche, es la única que mantiene su lugar original. Todas las demás obras y objetos históricos están situados por orden cronológico.

También se ha recuperado la decoración original, que se encontraba escondida por numerosas capas de cal. Por su parte, Wilmotte ha aportado un toque minimalista a la decoración, con la finalidad de que las obras fueran las grandes protagonistas. El resultado es una experiencia mucho más agradable para el visitante.

Rijksmuseum-Rembrandt

Se han construido una serie de edificios anexos completamente nuevos, como el dedicado al arte asiático, con 365 objetos en total, uno por cada día del año. Se han recuperado también los jardines que ideó Cuypers, que ahora son también un museo al aire libre que albergará exposiciones temporales, la primera de ellas la dedicada al escultor Henry Moore.

La expectación que ha generado la reapertura del Rijksmuseum es enorme, como demuestra que se han vendido ya más de 50.000 entradas. Y es que el museo se convertirá a partir de ahora en uno de los principales atractivos turísticos de Amsterdam y del país. Además, se podrá visitar todos los días del año. Desde su página web se pueden comprar las entradas, que tienen un coste de 15 euros, salvo si eres menor de edad, en cuyo caso es gratuita.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *