Vacunas necesarias para viajar

vacunas

Cuando decides viajar, es importante que te informes bien de todo lo que debes hacer antes de marcharte: documentos que necesitas, precauciones…

Uno de estos asuntos de vital importancia son las vacunas. Para poder viajar con tranquilidad, debes informarte de si tienes que vacunarte de alguna enfermedad antes de salir, y en qué fechas debes hacerlo.

Algunas de las vacunas que suelen ser más comunes son, por ejemplo, la vacuna contra la fiebre amarilla o contra la encefalitis.

Esta última se suele colocar para realizar viajes a la zona de Asia o Europa central.
La enfermedad es bastante grave, y se transmite a través de una garrapata (Encefalitis Estival) o por un virus que habita en las zonas con arrozales de Asia (Encefalitis Japonesa).
Se aplica con antelación al viaje, unos dos meses antes.

La fiebre tifoidea es otra de las enfermedades para las que se vacuna antes de realizar viajes a China, India y África. Probablemente, estos tres lugares son los que más precauciones de vacunación requieren.
La fiebre tifoidea se contrae por el consumo de agua y alimentos que están contaminados. Por eso, una y mil veces se nos advierte de la importancia de no comer determinados alimentos y de beber agua embotellada.

Pero si hay una enfermedad con la que debemos tener cuidado, es sin duda el paludismo o la malaria. Tanto la prevención como el tratamiento de la enfermedad resultan bastante complicados, por lo que es importante tener cuidado.
Aunque según un centro de investigación de Mozambique, en 2015 en podría estar disponible una vacuna completa y efectiva contra la enfermedad.

Estas son las vacunas más específicas, pero hay otras a nivel más general que se administran y se recomiendan según a qué lugares vayamos a viajar. Por ejemplo, la vacuna de la hepatitis, que es una enfermedad vírica (tanto la hepatitis A como la hepatitis B); o el cólera, cuya vacuna se administra con bastante facilidad y no tiene demasiadas contraindicaciones.

En cualquier caso, lo que está claro es que debes tomarte muy en serio el asunto de las vacunas. Al fin y al cabo, tu salud está en juego.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *