El Big Ben, ahora será la Torre de Isabel

Si estamos pensando viajar este verano Londres con motivo de los Juegos Olímpicos, una de las visitas que no pueden faltar en nuestra ruta turística por la capital inglesa es el Big Ben, una de las atracciones más conocidas de la ciudad. El verdadero nombre hasta ahora de la emblemática torre del parlamento británico, en el lado noroeste del Palacio de Westminster, es el de Clock Tower (Torre del Reloj), pero todo el mundo la conoce por el nombre de la campana de 13 toneladas que alberga en su interior, Big Ben.

Sin embargo, a partir de ahora pasará a llamarse Elizabeth Tower («Torre de Isabel»), en honor al jubileo de diamante de la reina Isabel II. Así lo ha decidido la Comisión de la Cámara de los Comunes a propuesta del diputado ‘tory’ Tobias Ellwood. La iniciativa ha tenido el apoyo de los líderes de los tres principales partidos, así como el voto a favor de 331 de los 650 parlamentarios.

El comunicado oficial expresó que «La comisión acogió con agrado la propuesta de rebautizar la Torre del Reloj como Torre Isabel en reconocimiento del Jubileo de Diamante de Su Majestad la Reina». Por su parte, el primer ministro británico, David Cameron, calificó de muy buena noticia que tantos miembros del Parlamento apoyen este homenaje a una reina al «servicio público inquebrantable» a lo largo de las últimas seis décadas. Esta modificación en el nombre de la famosa torre se realizará «de la manera apropiada y de acuerdo a «los trámites debidos».

Los Parlamentarios han buscado también un cierto equilibrio en la nomenclatura arquitectónica del parlamento, ya que no hay que olvidar que la torre oeste del palacio de Westminster se llama Torre Victoria, en honor al único monarca británico que ha estado en el trono más tiempo que Isabel II.

La Elizabeth Tower es la tercera torre de reloj más alta del mundo, con sus 96 metros de altura, y alberga el reloj de cuatro caras más grande del mundo. De estilo neogótico, fue diseñada por Charles Barry y comenzó a funcionar el 7 de septiembre de 1859. Desde entonces se han convertido en uno de los símbolos de Londres y del país. Precisamente, hace tres años celebró su 150 aniversario.

Lo que está claro es que, a pesar del cambio de nombre, para todos la torre seguirá siendo el Big Ben.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *