La mejor forma de disfrutar de la nieve

Si te gusta la nieve y la montaña, tienes una vista obligada en Francia. Val Thorens es una de las mejores estaciones de esquí de toda Europa, que puedes visitar, ya no solo por la calidad de su nieve y sus pistas, si no también por toda la gran cantidad de actividades que puedes llevar a cabo en ellas.

La mejor forma de disfrutar de la nieve

Val Thorens es un lugar perfecto para visitar con la familia y es que esta estación esquí familia está pensada para todos los públicos, para aquellas personas que son unas expertas esquiando, como también para aquellas que no lo han hecho nunca. Esto es debido a que además de contar con pistas con todo tipo de dificultades, cuenta con una gran cantidad de actividades con las que podrás disfrutar aunque no tengas ni idea de practicar esquí o lo conozcas muy poquito. Puedes disfrutar de un atrevido paseo en trineo en una pista única en Francia, pasear de forma más tranquila a lo largo de sus senderos o si quieres, puedes maravillarte con unas vistas espectaculares de los Alpes mientras llevas a cabo un vuelo en helicóptero.

Vacaciones en familia en la nieve

Además de todas estas actividades ligadas a la nieve, Val Thorens ofrece un lugar donde descansar, situado en un enclave privilegiado en donde podremos también disfrutar de cines, conciertos, competiciones de coche resbalando sobre el hielo… toda una serie de espectáculos diferentes que te permitirán disfrutar tus vacaciones de una forma diferente.

Unas vacaciones diferentes en la nieve

Como Val Thorens está pensado para viajar con la familia, es habitual encontrar las mejores ofertas nieve Francia, por lo que tu viaje te saldrá más barato y tendrás acceso a toda clase de servicios, desde el alojamiento, hasta el parking, pasando por las anteriormente mencionadas actividades.

Esquiar en Val Thorens

En definitiva, se trata de un lugar especial, del que disfrutarán en buena medida los amantes de la nieve y se trata de un sitio estupendo también para poder disfrutar de la nieve por primera vez, ya no solo por el ambiente y por las actividades, si no por la posibilidad de poder aprender a esquiar gracias a los consejos y las clases de los más profesionales. Si estás buscando unas vacaciones diferentes, que sean un amalgama entre tranquilidad y toques de adrenalina que solo una pista de esquí puede conseguir, tienes una visita obligada a Val Thorens y podrás descubrir todo lo que puedes realizar.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *